Entradas

3 consejos básicos a la hora de comunicar un proyecto de I+D+i

consejos de comunicación investigación, innovación, ciencia

La comunicación de un proyecto de I+D+I es tan relevante y tan esencial que ya muy pocos actores involucrados en la investigación y en el desarrollo tecnológico dudan de la necesidad de establecer una estrategia de comunicación.

A la hora de plantear una buena comunicación de un proyecto son tres los consejos básicos que hay que seguir.

1º CONSEJO: LOS OBJETIVOS DE COMUNICACIÓN EN UN PROYECTO DE I+D+I

Si quieres comunicar eficazmente un proyecto de investigación, ciencia e innovación debes tener en cuenta, en primer lugar, los objetivos. Éstos siempre irán en relación a la promoción y a la difusión,… en dar a conocer lo que estáis haciendo y los resultados que estáis obteniendo.

Por lo tanto, el primer consejo es definir claramente los objetivos de comunicación. Desde ahí se vertebra toda la estrategia. La primera pregunta entonces que os deberéis plantear es ¿por qué queréis comunicar? En la mayoría de las ocasiones, hay una obligación inherente. El proyecto está sujeto a una financiación pública y el organismo competente os obliga a comunicar (inclusión de los logotipos de la entidad financiera, la creación de una web, la gestión en redes sociales, etc). Y otra, que debería ser la más lógica, está relacionada con vuestro interés por informar de los progresos en la investigación o en el desarrollo tecnológico.

Siendo una u otra o ambas la finalidad, debéis responder a la pregunta del millón. ¿Por qué?  Se comunica una investigación para informar, para consolidar el prestigio de una institución, para atraer posibles inversores, para dar a conocer a la comunidad científica ciertos avances,… Por una o por todas estas razones, se debe comunicar y por consiguiente, se deben tener claro los objetivos.

2º CONSEJO: PÚBLICO OBJETIVO EN UN PROYECTO DE I+D+I

El segundo consejo es analizar cuáles son vuestros públicos objetivo. El listado de stakeholders debe ser completo partiendo desde ese público interno que podrían ser los investigadores, personal adscrito al proyecto, socios y colaboradores hasta el público general pasando por toda la cadena de valor del área de investigación o innovación (pymes, grandes empresas, ong, ámbito académico, etc). Es imprescindible hacer este listado de forma pormenorizada y concreta.

En este apartado es necesario resaltar la importancia de elaborar un plan de acción para cada stakeholder. Cada uno de los públicos objetivo debe tener una estrategia acorde a los fines que se quieren alcanzar. Si se ha definido al público general como uno de esos públicos objetivo, por ejemplo, se deberá desarrollar una planificación de cómo se va a llegar a ellos (a través de los medios de comunicación, página web, publicidad,…) y qué objetivo, de entre los señalados anteriormente, queréis alcanzar. En el caso concreto del público general podría ser: informar del desarrollo del proyecto y de los hitos alcanzados durante su ejecución.

3º CONSEJO: MEDIR LOS RESULTADOS DE COMUNICACIÓN DE UN PROYECTO DE I+D+I

El tercer consejo está vinculado a conocer si lo que estamos haciendo en comunicación está bien o no. La pregunta en este caso sería: ¿toda la estrategia que estamos realizando está obteniendo los resultados esperados?

Si nos hemos propuesto llegar a la ciudadanía y darles a conocer nuestra investigación, tendríamos que medir si hemos salido en medios de comunicación, si nos han entrevistado y si nos han publicado la nota de prensa que elaboramos sobre los resultados obtenidos. En el caso de que no hayamos logrado los fines previstos habrá que replantearse la estrategia y ver en qué estamos fallando.

Estos son los tres consejos básicos que hay que tener en cuenta a la hora de desarrollar una estrategia de comunicación. Sobre estas recomendaciones se articula un plan de comunicación que responderá a las necesidades que puede tener un proyecto de I+D+I para que sea conocido, reconocido y transferible.

¿Necesitáis ayuda para comunicar vuestro proyecto de I+D+I? ¿Os exigen llevar a cabo una serie de acciones de comunicación y diseminación y no sabéis cómo desarrollarlas? 

Si tomáis ventaja gracias a un asesoramiento profesional en comunicación alcanzaréis mayores logros en vuestra investigación o innovación.     

 

 

,

¿Cómo hacer aparecer tu innovación en los medios de comunicación? 5 dudas resueltas y múltiples ejemplos

cómo hacer aparecer tu innovación en los medios de comunicación

Cuántas veces te has preguntado, inmerso en el trabajo diario dentro del proyecto y preocupado por quererlo dar a conocer públicamente, qué es necesario para que un periodista de un medio de comunicación le interese tu innovación, cómo aparecer en los medios o cómo captar la curiosidad de los profesionales de la información. 

A continuación, te ofrezco las respuestas a 5 posibles dudas que puedes tener en este sentido, y múltiples ejemplos de cómo lo han resuelto diferentes proyectos de innovación (pincha en los enlaces para saber más sobre ellos).

¿Qué puede interesarle a los medios de comunicación?

¿Cómo debes informar a los medios de comunicación?

Con transparencia. Ese debe ser el modus operandi cuando nos aproximemos a los periodistas. La transparencia genera en los medios de comunicación, confianza. Este valor es un intangible muy provechoso en el proyecto o en la entidad que hace innovación, y por supuesto, para la relación con los medios de comunicación. Un vínculo basado en la confianza puede suponer un incremento de la notoriedad y de la promoción, sin la necesidad de estar trabajando constantemente en la credibilidad del proyecto.

¿Qué debes ofrecerles a los medios de comunicación?

¿Quién debe ser el responsable de ponerse en contacto con los medios de comunicación?

Siempre debe haber un portavoz que se erija como responsable frente a los medios de comunicación y que sea la persona encargada de ofrecer la información del proyecto innovador. Será el representante de la entidad el que explique con detalle los avances realizados, la innovación desarrollada o el descubrimiento llevado a cabo.

¿Cómo pueden conocer los medios de comunicación tu innovación? 

Además de la consabida nota de prensa enviada por correo electrónico o de la llamada de teléfono al periodista del medio, la información actualizada del proyecto debe estar publicada en la web y en los diferentes canales que el proyecto o la entidad utilice (redes sociales, básicamente).  Es importante que los periodistas puedan acercarse a la innovación a través de cualquier canal y que pueda conocer las novedades de forma fácil y sencilla.

Un año de Silvia Silva Comunicación: consejos desde mi experiencia

Hace un año y fue Facebook el que ayer me recordó el primer aniversario de la web silviasilvacomunicacion.com. Mi primer año como emprendedora. Si no hubiera sido por ÉL no me habría dado ni cuenta. 365 días dan para mucho, sobre todo para saber, en tu propia piel, que esto de emprender no es fácil.

Aunque ya lo dicen por ahí los expertos en la materia que para empezar de cero hay que tener valor, y algunos amigos me dicen «valiente», creo que aquí lo que importa es tener CONSTANCIA.

Ha sido un año de altibajos, donde algunas veces parece que te vas a comer el mundo, y otras, que el mundo te come a ti. Supongo que a todos los que han pasado por aquí, les ha sucedido lo mismo.

No estoy mal, pero espero seguir creciendo. Me he dado cuenta que aquí las cosas van más lentas de lo que uno quisiera. Que la suerte no se encuentra, se busca. Que debes trabajar mucho para conseguir algo. Y que aún tengo mucho que aprender de emprender.

Va por delante que no soy experta, ni gurú, ni lo pretendo ser, pero me gustaría compartir con vosotros estos consejos para aquellos navegantes que estén leyendo estas líneas.

7 CONSEJOS PARA EMPRENDER

Esta es una lista no completa de recomendaciones para los que quieran emprender y estén en el punto de partida en el que yo estuve hace un año. Consejos incompletos pues ha sido poco tiempo y el olfato me dice que aún tengo que seguir rellenando la página de mi emprendimiento de experiencias y vivencias.

1.- Saber lo que quieres

Pues parece evidente, pero para algunos no lo es.

He encontrado en este corto camino que muchos emprenden porque no tienen otra salida. Buscar empleo no les está dando su fruto, no quieren seguir parados y no saben qué hacer. Deciden, emprender. Desde mi punto de vista, es un gran error porque el emprendimiento es duro y complicado. Si no lo tienes claro, sigue buscando trabajo.

2.- No desanimarte a la primera, ni a la segunda, ni a la tercera

No tirar la toalla por muchas veces que ésta se caiga. La recoges, la sacudes y vuelta a empezar. Si estás aquí porque crees en ti y en tus opciones, no te desanimes. Ten el convencimiento de que más tarde o más temprano llegará tu oportunidad. Sigue ese camino que has emprendido reforzándote cada día en lo que crees.

3.- Dejar las vergüenzas a un lado

La timidez no está hecha para el emprendedor. Recuerdo concretamente una vez que tenía puestas mis miras en conocer a una persona que creía me podía ayudar. Estuve en varios eventos y no encontraba el momento. Pero un día se dio, y gracias a otra persona, me lo presentaron.

No me considero vergonzosa pero ciertamente me cuesta algunas veces, tal vez por miedo al ridículo, dar el paso hacia delante. Pero gracias a esa determinación y saber que era lo importante, no me arrepiento ahora de dejar las vergüenzas a un lado.

4.- Testear: prueba y error

Aquí es mejor someter a prueba lo que hagas sin dar nada por certero. Lo que en tu vida profesional como asalariado te ha podido valer como emprendedor te darás cuenta de que no.

Dejar la mente abierta y gestionar tus equivocaciones como oportunidades, y los aciertos como decisiones que te refuerzan en tus convicciones.

5.- Proponer mucho y disponer poco 

Un emprendedor es un generador de ideas. Al estar siempre testeando para saber qué es lo que funciona y qué es lo que no, debes pensar en nuevas formas, en nuevas opciones, en nuevas propuestas para tu emprendimiento. Me he dado cuenta en este año que es algo que no he potenciado en mi vida profesional y que puedo ser buena en ello, si lo ejercito. Generar ideas de valor me está reportando beneficios no sólo económicos sino emocionales.

No dejar a un lado tu poder de creación y de inventiva, y hacerte fuerte en ese aspecto. Tus clientes siempre lo agradecerán y tú te sentirás más satisfecho.

6.- La constancia como tu mejor aliado 

Lo he comentado al principio del artículo y lo recalco ahora, más que la valentía aquí lo que vale es la constancia. Esa perseverancia en ti y en tu proyecto puede ser la clave del éxito. Muchos valientes han claudicado cuando no han superado el primer escollo.

7.- Grita, llora, ríe… sé persona

Dejar fluir las emociones es muy importante si queremos seguir «vivos» en el emprendimiento. Me he visto algunas veces durante este año impidiéndome a mí misma flojear o entristecerme cuando algo no me salía bien, obligándome a no desvanecer. Creo que eso es un error. La debilidad no es más que una etapa en este proceso de crecimiento profesional, y hay que verla como tal.

Me prometo escucharme más, en este sentido, para el próximo año.

Ahora, voy a por el segundo año que espero sea, como mínimo, como el primero. Sigo creyendo en la necesidad de que la comunicación es fundamental para la innovación y ese es mi camino.